25 de mayo de 2018

Plaza Centenario será recuperada integralmente

El proyecto busco darle el aspecto original según el diseño arquitectónico de Francisco Salamone. 

El intendente Martín Gill presentó el proyecto de recuperación integral de plaza Centenario, cuyo objetivo es rescatar el diseño arquitectónico de Francisco Salamone, con una vuelta al aspecto que lució en 1935, cuando fue inaugurada en su actual configuración.

“La idea es trabajar en la puesta en valor de este tesoro que tenemos los villamarienses, y que va a significar realzar todo el espacio comercial de la ciudad”, explicó el titular del Ejecutivo en el auditorio de OSDE, una de las organizaciones que tienen su sede frente al paseo urbano más característico de la ciudad, y ante un auditorio que incluyó a representantes del sector comercial y empresarial.

Gill destacó que el proyecto de renovación surgió de un estudio preliminar en el que se buscó identificar cuáles son los elementos originales del diseño de Salamone, para conservarlos y ponerlos en valor. Así, por ejemplo, se quitarán los actuales bancos de hormigón en las veredas del perímetro, y se volverán a colocar los tradicionales de madera. Para ello, personal de Corralón municipal, de la sección Carpintería, está ya abocado a la tarea.

Otro de los aspectos que resaltan en el proyecto es la recuperación del funcionamiento de las cuatro fuentes características del espacio, así como la renovación de las veredas respetando el diseño de Salamone, con el mismo zigzag y la escala de grises, como un tributo a las olas marinas por parte del arquitecto italiano.

El proyecto elaborado por la Secretaría de Desarrollo Urbano del municipio forma parte del conjunto de obras presentadas recientemente por el Gobierno que encabeza Gill, y que abarcan la repavimentación integral de bulevar España – Alvear y de un tramo de calle Alem, la realización de redes de gas natural en numerosos barrios de la ciudad, y la realización de 288 rampas de accesibilidad universal en el casco céntrico.

Además, y como recordó el intendente, otro conjunto de obras se llevan adelante por el trabajo conjunto con el Gobierno de Córdoba, como los desagües pluviales, el nuevo puente, la apertura de bulevar España hasta la UNVM, la refuncionalización del Parque Pereira y Domínguez y del viejo edificio del Hospital Pasteur.

Cinco ejes de trabajo

De acuerdo a lo explicado por la arquitecta Jacqueline Miraldes, del área de Proyectos de Obra Pública, la intervención tendrá cinco ejes, en los que se trabajará en simultáneo. En primera instancia, mencionó el solado, e indicó que se reemplazará el actual por otro con baldosa granítica con idéntico diseño y colores.

En lo que hace a la caminería secundaria –la que actualmente luce piedra de ladrillo- será reemplazada por un material conformado por tierra y arena compactadas, que permitirá conservar el poder de absorción actual y mejorará el mantenimiento. También se recuperarán los cordones que bordean los canteros.

El segundo eje mencionado es el patrimonial. En tal sentido, Miraldes señaló que fuentes, bancos, canteros, luminarias y demás elementos diseñados e incorporados en el proyecto de Salamone serán recuperados con procedimientos de limpieza y reconstrucción. En las fuentes, en tanto, también se recuperarán los sistemas hídricos para ponerlas en funcionamiento.

En cuanto al tercer eje, la instalación eléctrica, el proyecto del municipio prevé que se realice a nueva para garantizar su adecuación a la ley de Seguridad Eléctrica vigente. Además, se incorporarán tomas para eventos públicos, nuevas luminarias en sectores poco iluminados y artefactos para generar ornamentación lumínica. Toda la plaza será renovada con tecnología led.

La parquización es el cuarto eje destacado en el proyecto. Si bien la actual vegetación de la plaza es abundante, se realizará una adecuación de raíces para que no dañen las nuevas caminerías, y poda correctiva. Además, a lo largo de las cuatro cuadras perimetrales, sobre el borde de la acera, se realizarán cuatro nuevas cazuelas lineales –una por cuadra- que aumentarán la superficie de drenaje y absorción y permitirán colocar nuevos ejemplares autóctonos.

Una mención especial en este punto es el propósito de recuperar los arcos de pinos. En tal sentido, la investigación realizada permitió conocer que originalmente contaban con enredaderas que sustentaban la formación de estas figuras. Ese tipo de plantas volverán a colocarse, con canteros nuevos que servirán, a la vez, de bancos para los paseantes.

Por último, el mobiliario también fue tenido en cuenta en el proyecto. Además de la reinstalación de los bancos coloniales de madera, se incorporarán bebederos y puestos de carga de celulares con energía solar. También se pondrá en valor la cartelería del espacio.

La obra cuenta con un presupuesto de 15 millones de pesos y un plazo de ejecución de unos seis meses. Para obtener la financiación, Gill firmó un proyecto de ordenanza para que el Legislativo autorice la toma de un fondo especial de la Provincia que permite a los gobiernos locales hacer este tipo de obras, como adelanto de coparticipación. Tal y como informó el intendente, se devolverá en cuotas fijas sin interés.

Translate »
Google+