20 de agosto de 2019

Investigan la muerte de un estudiante universitario villanovense

Se trata de Federico Martino, de 31 años, quien fue hallado sin vida en su cama en una pensión de la peatonal santafesina. El cuerpo no tenía signos de violencia, pero igual se ordenó la autopsia.

El joven, oriundo de Villa Nueva, era estudiante de arquitectura y estaba haciendo una pasantía en la Universidad Nacional del Litoral.

 

De hecho, fue un directivo de esa casa de altos estudios el que hizo la denuncia de paradero en la policía al no tener noticias de su alumno.

 

Tras la denuncia, personal de la comisaría primera fue este domingo a la tarde en el edificio donde vivía el joven, ubicado en la peatonal San Martín al 2400.

 

La puerta del inmueble fue abierta por uno de los compañeros de departamento de la víctima, quien indicó a los efectivos cuál era el cuarto que habitaba Martino.

 

Al abrir la puerta, los uniformados encontraron al estudiante cordobés sin vida. El cuerpo estaba recostado en la cama y con sus piernas colgando hacia el piso. Además, tenía auriculares puestos y conectados a su teléfono celular.

 

El cadáver no tenía signos de violencia y la habitación no estaba desordenada. La hipótesis principal es la de un fallecimiento por causas naturales.

 

No obstante, la policía labró el acta como muerte dudosa, a la espera del resultado de la autopsia que revele el motivo del deceso.

 

Además, se le tomó testimonio a los otros dos habitantes del departamento.

 

Desde anoche, el joven, hijo del exdirigente de Alem Hugo Martino, son velados en la casa central de Paviotti y desde hoy a las 10 será sepultado en el cementerio La Naturaleza.

Translate »
Google+